Nosotras

 

Lilliput nace de la amistad de Arantxa y Nuria, de la pasión por los libros, de la ilusión por crear algo que tuviese a los niños como principal motor, y sobretodo nace fruto de las casualidades que hacen bella la vida.

Para nosotras fue un regalo del destino que todo se pusiera a favor cuando tuvimos la idea de crearla. Nuestras familias pensaban que estábamos locas, ¿dónde íbamos a llegar montando una librería especializada en Cerdanyola en plena crisis económica? Todo era nuevo para nosotras, pero con tesón y muchas muchas ganas hemos conseguido que Lilliput tenga vida propia, que evolucione sola, que los productos que entran por la puerta respeten el mundo, la inocencia de los niños, que estimulen todas sus capacidades y alegren nuestra vida.

No paramos de buscar nuevas propuestas que cubran las necesidades de las familias que nos visitan y estamos siempre atentas a las recomendaciones o ideas que nos muestran nuestros clientes, porque son ellos los que están haciendo crecer este mundo. Porque sin ellos, nosotras no haríamos nada.

Y ahora, si os hemos convencido, podéis ser parte de nuestra gran familia. Bienvenidos y gracias.